Allied, de Robert Zemeckis

Una suerte de ‘Passengers’ más interesante y con menos ambiciones, al estilo Zemeckis.

Ya di mi opinión sobre Passengers de Morten Tyldum, y no tenía grandes vueltas para darle al asunto. Hasta ahora, que ví Aliados, y que si bien no es competencia directa ni cercana, hace bien todo lo que la otra (Passengers) no hace o hace mal.

Aliados es una producción de Robert Zemeckis, nombre que tal vez no les resuene pero que si vieron alguna de las ‘Back To The Future’, ‘Forrest Gump’, o ‘Cast Away’ podrían decir que ya lo conocen. Recientemente Zemeckis tuvo otra película en pantalla pero que pasó sin penas ni gloria. Y puede ser que este director y productor se haya quedado un poco atrasado con su estilo narrativo. Este es el primer rasgo a destacar, y lo que debo advertir es que para muchos puede ser una película aburrida, o lenta, o larga, o sin grandes sobresaltos. Pero es un relato de estilo clásico, que viene como bocanada de aire fresco, en medio de tanto cine barato que se está haciendo y en el que se pone mucho marketing.

  • © 2016 Paramount Pictures. All Rights Reserved.

Pero justamente ésto es lo que le da a Aliados un tinte distinto: la película no es para nada ambiciosa. Sí, ya sé lo que me van a decir muchos: que una película con Brad Pitt y Marion Cotillard no puede ser modesta. Pero lo es. Mal que les pese a muchos Brad, ya es un actor maduro – y no digo pasado de moda ni obsoleto – y Marion, no sólo está vigente, sino que está en constante crecimiento, tiene el alcance global que pocas actrices europeas tienen, y además tiene la comodidad para hacer lo que tenga ganas de hacer. Se nota que soy su fan, pero no podemos negar que Hollywood tiene hoy un fetiche con varios actores europeos, varios realizadores latinos y un par de asiáticos, y los están adoptando para occidentalizarlos aún más, pero también para que Hollywood no se quede en la vieja escuela y se reinvente.

Digo, no es aleatoria la elección. Y volviendo a la comparación forzada, en eso Aliados acierta mientras que Pasajeros se equivoca. En la dupla J-Law-Chris Pratt se invirtió mucho dinero, tanto que no dio para contratar a muchos actores más. En la dupla Pitt-Cotillard se invirtió pero en el argumento y en el desarrollo de los personajes, y se apeló a una historia segura, verosímil, y algo limada también, cosa que denota la madurez de los actores.

Aliados es una historia de un supuesto espionaje y una supuesta traición. Se escapa rápidamente del suspenso para caer de lleno en el drama ambientado en la 2da Guerra Mundial, no abusa de la acción, excepto algunas escenas muy del estilo de ‘Forrest Gump’ y la Guerra de Vietnam, y está lejos de ser un drama bélico. La guerra es netamente un marco para contar la historia y lo que se aborda es la traición, el espionaje y el romance.

Brad Pitt en el rol de Max Vatan, un canadiense con base en Londres, y Marianne Beausejour interpretada por Marion Cotillard, tienen funciones muy equilibradas en la historia. Si en algo es bien explotada Marion es en el guardarropas que le ponen encima. Cotillard parece ser el cuerpo perfecto para vestir todo lo que el encargado del vestuario se imaginó. Las actuaciones son modestas, no vemos a Cotillard como en La mome, ni a Brad como en Inglourious Basterds, pero sientan bien, caen bien, son lindos, actúan siempre excelente, les creo la duda y la curiosidad.

El pequeño gran problema de la película es Zemeckis, y -lo que ya dije- su old school a la hora de contar historias. Son una dupla para reventar la pantalla, hay química entre ellos, son muy elásticos, y la pantalla los necesita, porque nadie se cansará nunca de ellos. Pero necesitamos verlos en algo más arriesgado en lo narrativo y que ese sea el foco en el marketing que se haga de la película, y no las red carpets que pisen.

Si no corres al cine a verla, no te hagas problema, oportunidades para verla van a sobrar. Pero de verdad le agradezco a Robert la posibilidad de ver algo que sin darme cuenta, tenía muchas ganas de ver, por más clásico y old school que sea.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *